Sydney. The Rocks.

Tras aterrizar en el aeropuerto de Sydney con la paliza del viaje encima, todavía nos quedaba esperar la interminable cola del control de seguridad e inspección de maletas. En total una hora más de tedio cuando lo único que queríamos ya era llegar a la habitación tras pasar la noche sin dormir.

Primeras impresiones
Por el cansancio cogimos un taxi para ir hasta el hotel. Ir hasta el centro de Sydney, el llamado CBD (Central Business District) cuesta unos $60. La forma más cómoda y a buen precio de ir a la ciudad es el tren del aeropuerto. Cuesta $15 y para en todas las estaciones del centro.

La primera impresión que nos dió la ciudad fue la de un cierto caos de tráfico, sin demasiadas grandes avenidas por el centro. Un estilo a lo que puede ser el centro de Londres. El tipo de edificios podría dar el mismo aire, mezclando modernos rascacielos con edificios altos de los 70, con poco atractivo visual.

Sydney tiene una geografía muy curiosa. Es una larga ría donde la ciudad se extiende por los dos lados, aunque lo principal está en la orilla sur. A lo largo de la ría hay pequeñas bahías que hacen de puertos y desde donde parten los ferries que conectan las partes de la ciudad entre sí. Hacia la mitad de la ría en su punto más estrecho está el Harbour Bridge que conecta por carretera y tren las dos orillas.

The Rocks, el Puente y la Ópera

Nosotros estábamos alojados en la zona conocida como The Rocks, que sería el centro del centro, allí donde se establecieron los primeros colonos. Hoy es el centro de los restaurantes y hoteles más exclusivos. Y por supuesto allí está el edificio de la Opera House y también el Harbour Bridge, las dos estructuras más famosas de Sydney. Así pues nuestro primer paseo fue lógicamente a buscar las primeras panorámicas de estos dos monumentos.

El puente es impresionante por la altura que tiene y su enorme estructura de acero. Hay incluso una excursión que consiste en caminar por la parte de arriba del puente. Debe de dar mucho vértigo aunque no la hicimos ya que era muy cara y ya disfrutábamos de muy buenas vistas desde la habitación del hotel.

Desde el puente hasta la Opera House hay un pequeño paseo a la orilla de una de las bahías conocida como Circular Quay. Es la principal parada de ferries y desde allí salen en todas direcciones. Alrededor hay varios edificios modernos construidos para albergar restaurantes y bares, ideales para comer o tomar algo aunque no parece que en Sydney esté muy arraigada esa costumbre excepto en algunas contadas cervecerías. No nos fue fácil encontrar un sitio donde parar y tomar un vino fuera del horario de comidas. Y durante el horario de comidas están casi todos los sitios dedicados en exclusiva a comidas.

Una vez llegamos a la Opera House nuestra impresión es que es más bonita de lejos que de cerca. Además en las fotos aparenta ser más grande de lo que es en realidad. Aún siendo un edificio bonito una vez vistas algunas obras de Calatrava (Valencia, Oviedo) el edificio de la Ópera no impresiona tanto por su arquitectura como por ser un punto de referencia mundial y estar situado en un lugar emblemático. Aun así por supuesto sacamos unas cuantas fotos desde todos los ángulos.

20120920-170036.jpg20120920-170103.jpg

En The Rocks, además de en los muelles de Circular Quay, en la calle Argyle hay unos cuantos restaurantes de diversos tipos de cocina y rangos de precios y con mucho ambiente. A destacar un bar franquicia de Lowenbrau que reproduce el ambiente de una cervecería de Munich incluso tienen una orquestilla de barbudos vestidos de bávaros tocando el trombón día y noche.

restaurante_redPara comer nos decidimos por el Wine Odyssey, que tenia un menú interesante a $21. A ese precio nos pusieron unas raciones muy bien elaboradas y sabrosas pero bastante escasas. Afortunadamente no teníamos mucha hambre :-). El local es una casa antigua en la que han ocupado los salones con mesas del local. Se ha respetado la estructura original de la casa, con las paredes enteladas, el suelo de madera, una escalera también en madera, varias chimeneas, etc. Ademas está decorada con mucho gusto con antigüedades y muebles acorde a la casa. Merece mucho la pena verlo y de paso tomar un vino de su extensísima carta ya sea a mediodía o por la noche.

Al precio del menú hubo que añadirle el de la bebida: 2 copas de vino a $10 cada una. A destacar el encantador y atento servicio, cosa que ha sido una constante en Sydney

20120920-170321.jpg

Después de comer y de una prolongada siesta para intentar recuperar de la paliza de viaje, volvimos otra vez por The Rocks a tomar algo en el muelle durante la Happy Hour (te ofrecen la copa de vino a mitad de precio), que suele ser entre 4 y 7 de la tarde según el bar. Con los precios que se gastan por aquí hay que aprovechar cualquier oferta :-).

Para la cena probamos un japonés. Hay varias opciones en la calle Argyle. El Saké tiene muy buena pinta aunque un precio elevado.

restaurante_redEl Nakashima está en una bocacalle de la calle Argyle, Cambridge Street. Es un restaurante japonés sencillo, a buen precio y en el que había varios locales y japoneses cenando.

De entrante pedimos Sashimi. Para nuestra sorpresa aquí es sólo pescado crudo como es originalmente, sin arroz debajo. El plato contaba con unos buenos trozos de salmón, atún rojo y otras 2 especies irreconocibles, todo fresquísimo y muy bueno.

Otro entrante a compartir fue el Age Shumai, una especie de albóndiga de gambas en tempura. También sabrosa y distinta.

Finalmente de plato principal el Teriyaki Beef, finas tiras de carne que estaban excesivamente fritas para mi gusto aunque la salsa teriyaki en la que estaban hechas le daba un toque muy rico.

Con sendas copas de vino la cena salió por unos $65 los dos.

A tener en cuenta

curiosidades_redEl nivel de vida. Aquí todo es carísimo. Ponle un 50% más de precio que en España, algunas cosas el doble.

Una copa de vino suele estar a partir de $10.

Los museos también son muy caros. La entrada a la Opera House o el Australian Maritime Museum cuesta $25.

Los hoteles $150 un equivalente a un 3 estrellas, una habitación doble en hostel unos $90.

>20120920-165939.jpg
Advertisements

One thought on “Sydney. The Rocks.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s